• +039 3357689814
  • info@cityart.it

Carmine Sabbatella Agoincisione

babilonia

AGOINCISIONE

Di Carmine Sabbatella

“alchimista dell’arte”

Texto crítico de Jacqueline Ceresoli

11 - 28 Enero 2012

Carmine Sabbatella es el primer artista para presentar un solo en el nuevo año, un joven escultor cometido en el Arte Público, otorgado en 2011 con el 1er premio en el concurso nacional de "Y PUB ART– Sediento de creatividad", promovido por el Ayuntamiento de Vimodrone y patrocinado por la provincia de Milán, para la obra "Exposición de una flor contemporánea" instalado en la entrada de la ciudad.

¿Cuál es la relación entre una placa de metal, similar a una "página" de hierro grabada con signos y rebosante Carmine Sabbatella ?

La respuesta es simple, se transcribe su historia con signos estilizados, forma germinanti, y la dinámica evolutiva que trazan su identidad. Su sido planteadas en el pan y el hierro en el "taller" del padre, herrero y artesano de quien heredó el valor del artículo y aprendió el secreto de hacer: una práctica que con el tiempo se ha convertido en un lenguaje inequívoco. El escultor, Salerno de origen y adoptado Milán se llama "arte alquimista", competentes en la mitología de retrabajo, historia, restando in bilico tra magico e primario. A Milano ha frequentato l’Accademia di Brera e ha sperimentato diversi linguaggi e materiali, tal como hierro, placas de metal, la piedra, mármol: todos los materiales de la Tierra.

Él trabaja para sí mismo en una frenética y convulsiva y comisionado; es uno de los pocos seguidores del sagrado, paradójicamente poco práctica en el siglo XXI, cuando la humanidad ha perdido el valor de una búsqueda espiritual, tensión a la absoluta; tema que nutre el arte de la Edad Media hasta la época de la Ilustración, cuando la razón el lugar de Dios.

El escultor se distingue por la fuerza viril de sus manos, que han tocado, doblado, grabado y rayado alrededor, para su poderoso cuerpo y especialmente para un código de auto-referencial grabado en planchas de metal y otras superficies. Sabbatella ha creado ventanas de iglesias, esculturas urbanas, frescos público y privado, y se gana la vida haciendo diversas comisiones y haciendo gráfico digital. Es un artista del Renacimiento, hijo de una cultura humanista, que vivía en una tierra en tierra, che trasuda di segni arcaici e testimonianze di civiltà preistoriche. Non c’è materiale che lo inibisca o che possa limitare il suo desiderio di lasciare un segno ovunque: la huella de su pulgar derecho y un enredo estilizado dedos de la mano. Estas señales están pululando la figura inconfundible de su lenguaje arcaico, post-rupestre, figuración en la que se entrelaza con la abstracción, il mito con la storia e l’iconografia sacra con la realtà. Sabbatella nello spazio di City Art a Milano presenta 11 grabados en placas de metal. Podía contar su polimorfismo ecléctica, mostrando un amplio repertorio de obras en más de diez años de trabajo, en cambio eligió el esencial, pasó por sustracción, ha simplificado, mostrando su ADN formales: grabado en planchas de metal y en esta forma de arte es inigualable. Di Sabbatella, sin exagerar, podríamos decir que una relación casi erótica con hierro, a él le gusta lo doble de su agrado, domesticarlo y asignarla con signos afectando gestos decisivos. El hierro es un material vivo, está caliente o frío dependiendo de las condiciones ambientales en que se encuentra, es dúctil y la alquimia se asocia con Marte. Para el hierro Sabbatella es el cuerpo material, piel, pergamino, cepa hito, hoja nunca escribe un diario en el que grabar códigos-iconos de un alfabeto indescifrable, formas antropomórficas misteriosas surgieron de la estratificación y las influencias culturales y se sumergieron en un magma fluido. Su escritura sígnica transcribe automáticamente sensaciones, instintos, unidades, emociones: vida. Material, gesto, signo, son portadores de su código antropomórfico, el tema es un requisito previo poética; lo importante es dejar una huella de una escritura simbólica, como evidencia de la existencia; una huella de su instinto de vida. Si arañazos, afectar, manipula un material, Sabbatella vive. gesto fuera, de hacer cosas que no existen en la naturaleza, artista si el nega. La sua originalissima comunicazione non verbale, pero figurativa simbólica, iconificar aspecto gestual y transcribe jeroglíficos de una búsqueda del sentido invisible de las cosas. El escultor se matriculó en la materia, como un recuerdo de su experiencia, el momento en que el gesto que afecta a los guiños autorreferenciales de hierro. El gesto es una comunicación universal que se matriculó en la tradición oral primitiva, capaz de superar barreras lingüísticas y culturales. Su impronta contiene el potencial de expresión primitiva, que la materia, convierte actuar Gráfico, el lenguaje de la estética y emocional, fusionando la decoración y simbolismo. Osserviamo queste incisioni dalla forza arcaica e insieme visualizzeremo una scrittura dinamica, inconsciente, la investigación de los procesos cognitivos en la ausencia de todo control, censura esercitati dalla ragione o dalla morale, al igual que cuando dos cuerpos están en el amor, all’apice del piacere l’io si perde nell’altro, con el poder de exorcizar instinto de muerte de la vida. Y si lo es para el artista, l’augurio per noi è che batta il ferro finché è caldo!

 

Síguenos en ...Share on FacebookPrint this pageEmail this to someone